Buenas prácticas de libertad sindical - Libertad sindical - Derechos laborales - CNV Internationaal

Buenas prácticas

Extender la libertad sindical juntos

Claro está, los trabajadores son quienes deciden fundar un sindicato o no hacerlo. Pero tratándose de libertad sindical, las empresas juegan un papel esencial, pues son las que pueden cerciorarse de que los trabajadores tengan la posibilidad de ejercer su derecho a crear un sindicato y a negociar colectivamente dentro de la empresa y a lo largo de la cadena de suministro. Para ello CNV Internationaal puede brindar todo el apoyo necesario.

Libertad sindical en las zonas francas de exportación

Los países de bajos salarios a menudo establecen zonas especiales para el procesamiento de exportaciones, donde la legislación nacional del trabajo no es aplicable, con la esperanza de atraer empresas extranjeras. Tal es el caso en países Centroamericanos como Honduras, donde las zonas francas de exportación (llamadas maquilas o maquiladoras) representan la principal fuente de empleos. 

“El mayor avance en este momento es la posibilidad de crear un sindicato’, nos explica Evangelina Argueta, coordinadora de los sindicatos de la zona franca de San Pedro Sula, en el norte de Honduras. En esta zona se produce una gran variedad de productos, desde prendas de vestir para marcas prestigiosas (como Adidas o Nike) hasta repuestos para vehículos. 

Una red de 23 sindicatos ha logrado imponer un acuerdo sobre salario mínimo en 150 fábricas, a favor de unos 140.000 trabajadores. ‘Cuando empecé, las personas que intentaban este tipo de cosas eran despedidas, y el gobierno no hacía nada. Pero con el Tratado de Libre Comercio de Centroamérica (CAFTA), nos animamos a fijar posición como  sindicato y a presentar una queja en 2012. En 2015, el gobierno de Honduras fue declarado culpable de negligencia en la protección de sus trabajadores”. 

“Desde el veredicto, hemos observado avances en el cumplimiento, por parte de los patronos y del gobierno, de los derechos de reunión y negociación. Pero para crear un sindicato, aún nos toca hacer todos los preparativos en secreto, pues quienes se afilien corren el riesgo de perder su empleo. O la empresa decide de repente que va a deslocalizar. Cuando un sindicato ha agrupado a un número suficiente de miembros y está formalmente registrado, entonces es cuando podemos salir de la sombra.”

Evangelina nos cuenta cómo han logrado fundar sindicatos en tres fábricas Gildan, una marca canadiense de productos deportivos, en cuyas instalaciones en Honduras trabajan unas  15.000 personas. ‘Acabamos de iniciar negociaciones para contratos colectivos de trabajo. En parte gracias al apoyo de CNV Internationaal (proyecto financiado en el marco de un contrato colectivo en sector holandés del textil) es como hemos podido formar a los miembros sobre la captación de nuevos afiliados y el proceso de negociaciones.’

“En las empresas donde son autorizados los sindicatos, las cosas realmente han mejorado: mayor respeto a los derechos de los trabajadores, quienes ahora pueden negociar contratos colectivos.

Y los contratos colectivos ya no tratan solamente de salarios, sino también temas como seguridad e higiene industrial, transporte, alojamiento… son temas importantes para los trabajadores.

Y cuando se logra firmar un buen contrato colectivo sobre estos temas, entonces los trabajadores rinden más.” 

Cookies at cnvinternationaal.nl

This website uses cookies. Find out what this means.

We use cookies to improve the usability for our visitors and to offer a personalized experience to each user. Through cookies we remember your preferences and measure user interaction. A cookie can not contain personal information such as a phone number or email address, so cookies can not be used for unsolicited telemarketing or email newsletters. More information about cookies.

I agree